La Cámara de Diputados aprueba en lo general, Ley de la Pensión Universal y establece Seguro de Desempleo.

Camara de

El Pleno de la Cámara de Diputados aprobó en lo general con 287 votos a favor, 167 en contra y 3 abstenciones el dictamen que expide la Ley de la Pensión Universal para garantizar una vejez digna a las personas adultas mayores y modifica la Ley del Seguro Social, a fin de incluir en la misma el seguro de desempleo, así como cuatro leyes más.

El dictamen señala que con la Pensión Universal serán beneficiarios las personas que tengan 65 años de edad o más, el cual el monto mensual para este año será de 580 pesos, y se ajustará anualmente hasta igualar en términos reales, conforme a la disponibilidad de recursos y en un plazo no mayor a 15 años, el monto mensual de mil 92 pesos y se actualizará cada año conforme al Índice Nacional de Precios al Consumidor, así lo dio a conocer la Cámara de Diputados mediante un comunicado.

De esta manera podrán ser beneficiados quienes teniendo el carácter de Pensionado, no reciban una pensión mensual mayor al monto a que se refiere el artículo 8 de la Ley (mil 92 pesos). Será el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), la autoridad que acredite los requisitos de la persona que solicite el pago de la Pensión Universal.

Si una persona se valga de documentación falsa o declare en falsedad para acreditar los requisitos de vigencia del derecho a recibir el pago de la Pensión Universal, el IMSS podrá sancionar con una multa de 6,729 pesos hasta 20,187 pesos.

Respecto a la Ley del Seguro Social, se establece que uno de los requisitos para acceder al pago del seguro de desempleo, es haber permanecido sin trabajo al menos 45 días naturales consecutivos y no percibir otros ingresos económicos por concepto de jubilación o pensión.

El seguro de desempleo consistirá en un máximo de seis pagos mensuales, divididos en dos etapas. La primera etapa comprende los dos primeros pagos, por un monto establecido con base en el promedio de las últimas 24 cotizaciones, correspondiente al 60% para el primer pago y 50% en el segundo pago. Para los cuatro pagos siguientes, el monto mensual será equivalente al 40% del salario promedio antes descrito.

Establece que se utilizarán en primer término los recursos acumulados en la Subcuenta Mixta (aquélla en la que se depositarán las cuotas patronales y sus rendimientos) para cubrir cada pago, por un monto máximo equivalente a un porcentaje del salario base de cotización promedio de las últimas 104 cotizaciones semanales.

En el artículo 217-G de la Ley del Seguro Social, se precisa que los recursos necesarios para financiar el pago del seguro de desempleo provendrán de la cuota a cargo de los patrones, equivalente al 3% del salario base de cotización del trabajador, la cual será depositada en la Subcuenta Mixta, así como de los rendimientos que ésta genere. 

Asimismo, de la aportación a cargo del Gobierno Federal, equivalente al 0.5% sobre el salario base de cotización del trabajador contratado por tiempo indeterminado, la cual será depositada en el Fondo Solidario, así como de los rendimientos que dichos recursos generen; en caso de que los recursos sean insuficientes, el Gobierno Federal, con cargo al Presupuesto de Egresos de la Federación, cubrirá los pagos que procedan.

Se precisa que el desempleado podrá recibir la prestación con cargo a los recursos señalados, en una sola ocasión dentro de un período de cinco años. 

El seguro de desempleo podrá otorgarse a quienes queden desempleados a partir del 1 de enero de 2015. Para los requisitos de accesibilidad al seguro, previstos en la Ley del Seguro Social que se reforma, se tomará como fecha de inicio de cotizaciones el 1 de enero de 2013, reconociendo para tal efecto las cotizaciones al Seguro Social comprendidas entre el 1 de enero de 2013 y el 31 de diciembre de 2014.

Por lo que respecta al inicio del financiamiento del seguro de desempleo, a partir de la entrada en vigor del presente Decreto y hasta el 31 de agosto de 2014 los patrones continuarán enterando las aportaciones para vivienda de los trabajadores. A partir del 1 de septiembre de 2014 los patrones cubrirán las cuotas patronales al seguro de desempleo y las aportaciones para vivienda de los trabajadores a su servicio, así como el gobierno federal deberá comenzar sus aportaciones al Fondo Solidario.

También el dictamen modifica la ley del Infonavit, para establecer en su artículo 29 que será obligación del patrón determinar el monto de las aportaciones del 2% sobre el salario de los trabajadores a su servicio y efectuar el pago en las entidades receptoras que actúen por cuenta y orden del Instituto, para su abono en la subcuenta de vivienda de las cuentas individuales de los trabajadores previstas en los sistemas de ahorro para el retiro.

Fundamentación

Al fundamentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Seguridad Social, diputado Javier Salinas Narváez (PRD), explicó que se garantiza el derecho a la pensión no contributiva a los adultos mayores de 65 años, sin importar que tengan ya una por el IMSS, ISSSTE, paraestatal o cualquier otro sistema de seguridad social, salvo que ésta sea mayor a la que se pretende otorgar.

Sobre la Ley de los Sistemas de Ahorro para el Retiro, la Ley del Infonavit y la Ley Federal del Trabajo, se determinó reorientar las aportaciones patronales de vivienda, de manera que tres puntos porcentuales del cinco por ciento que aportan, se destinen a una subcuenta mixta, que podrían ser utilizados para vivienda, retiro o desempleo.

En caso de que un trabajador contrate un crédito de vivienda y posteriormente quede desempleado, las aportaciones para su subcuenta mixta serán pagadas en crédito con cargo al Fondo Solidario y el trabajador tendrá derecho a un sueldo mínimo mensual por concepto de seguro de desempleo.